En tu rincón

Si lo que antes parecía amor ahora es una guerra, trincheras de silencio y rencor. ¿Quién dijo que esto es el plato mejor, la sal de la vida, ternura, color? ¡Maldito imbécil!   Si los perros tienen pulgas los hombres problemas y tú no eres menos, mi amor. El mar no está en calma, ¡el cielo tan gris! El fuego que quema también da calor. Será necesidad.   Busco una luz que ilumine los sueños perdidos, que me enseñe a jugar con la locura en tu rincón.